viernes, 26 de julio de 2013

De Pinchos: queso y sobrasada


Hoy os traigo un pincho o tapa (como lo llaméis) muy sencillo, pero muy, muy sabroso. 
La receta es del suegro de mi hermana, y desde que lo probé estaba deseando hacerlo en mi casa. Craso error, ahora con tanto pincho de sobrasada el verano amenaza con pasarme una factura... gorda, gooooooooorda.
Os cuento como se prepara: primero tostamos un poquito de pan, yo he usado uno que hice con semillas de amapola, pero el de hogaza es ideal para este pincho. Luego extendemos queso de untar y, sobre le queso, la sobrasada. Un par de minutos al horno y...¡listo!
Yo lo llamo el pincho a lo Miguel, porque el suegro de mi hermana se llama así. Ahora cada vez que prepara la comida mi hermana le preguntamos que si va a haber pinchos a lo Miguel. :-)
¡Fácil y delicioso! No se puede pedir más.

martes, 23 de julio de 2013

El Señor Penumbra y su librería 24 horas abierta


Tengo una adicción, no me importa confesarlo: leer. "Pero eso está muy bien", "Leer es genial"... me dice la gente. Claro que leer está bien... en su justa medida. Porque si por mi fuese me pasaría todas las horas del día que paso despierta leyendo (a veces lo hago, de vez en cuando paso un día incomunicada y leyendo, ¡y me encanta!). Mi abuela me decía que me iba a volver loca de tanto leer...
El caso es que (que me voy por las ramas) leyendo tanto como leo yo, puede haber libros que te gusten, que te disgusten, que te encanten..., pero pocas veces hay libros que te sorprendan. 
El libro que os traigo hoy me ha sorprendido muchísimo. Y muy gratamente.
Está publicado por Roca Editorial. El autor es Robin Sloan, por lo visto, miembro del equipo que fundó Twitter y, la verdad, lo cogí por el título, me llamó mucho la atención.
Es un libro que habla de fantasía, conspiraciones, códigos, Internet, y todo en pocas páginas y contado de manera muy divertida y con mucho humor. Es curioso que un libro tan breve pueda abarcar tantos temas y hacerte pensar sobre aspectos tan distintos del presente... y del futuro.
Un libro estupendo, en serio.
¡Ya me contaréis!

miércoles, 17 de julio de 2013

Arroz meloso con ternera en Thermomix

 
Hoy traigo una receta para hacer en Thermomix. Un arroz meloso con carne buenísimo y muy fácil de hacer. Salen unas seis raciones... o 4 si, como en mi caso, sois de buen comer.
 
Los ingredientes son (en orden de aparición :) ):
- 200 gramos de cebolla en cuartos.
- 1 diente de ajo.
- 30 gramos de aceite de oliva virgen.
- 200 gramos de carne de ternera cortada en dados.
- sal y pimienta.
- 100 gramos de vino blanco.
- 1 cucharadita de pimentón dulce.
- 800 gramos de agua.
- 1 pastilla de caldo de carne.
- 200 gramos de arroz de grano redondo.

La preparación es muy sencilla, ideal para los que estéis empezando con Thermomix:
1.- Poner en el vaso el ajo y la cebolla y trocear 4 seg/vel 4 y luego sofreir 7 min/Varoma/vel 1. Mientras vamos salpimentando la carne.
2.- Añadir la carne y rehogar 8 min/Varoma/Giro a la izquierda/vel cuchara.
3.- Añadir ahora el vino blanco y programar 2 min/Varoma/giro a la izquierda/vel cuchara. No pongas el cubilete, de ese modo se favorece la evaporación del alcohol.
4.- Incorporar el pimentón, el agua y la pastilla de caldo y programar 30 min/100º C/giro a la izquierda/vel cuchara.
5.- Añadir por último el arroz y programar 13 min/100 ºC/giro a la izquierda/vel cuchara.
Ya sólo queda servirlo en una fuente y espolvorear con un poco de perejil si tenéis. ¡Delicioso!
 
La Thermomix es un invento de reciente aparición en  mi cocina, ya que tras mucho deliverar me animé a comprarla ¡y estoy encantada con ella! A la hora de decidirme me ayudaron mucho dos artículos a los que os animo a echar un vistazo:
 
- El artículo de Webos fritos
- El artículo de Un domingo en mi cocina.
 
En definitiva, que de vez en cuando veréis recetitas por aqui.
¡Espero que estéis pasando un verano genial!

lunes, 15 de julio de 2013

Compras de Apivita


El otro día en Madrid decidí escapar de los rigores del calor en El Corte Inglés. Mala idea. Bueno, mala no, pero cara si. La cuestión es que me topé con un stand de Apivita y me puse a olisquear las cremas... y acabé comprándome la de jazmín.
Todas las cremas me olieron genial: la de vainilla, la de naranja y jengibre, pero esta de jazmín... sencillamente me enamoró. El precio es de unos trece euros, un poco cara para la cantidad de producto que trae (unos 200 ml), pero es hidratante y el olor es maravilloso. ¡Y hay que darse un caprichito de vez en cuando!
Ya que estaba aproveché para comprar la mascarilla para ojos de ginkgo biloba. Se supone que te la pones en la zona de los ojos y la retiras a los pocos minutos. Yo la dejo toda la noche y es una maravilla. Me desincha muchísimo las bolsas y me deja la zona muy hidratada. Lo que hago es vaciar las monodosis en un tarrito pequeño y así tengo para más aplicaciones. Cuestan unos 3 euros los dos sobres. 
Además, la dependienta, encantadora, me regaló un protector solar con color que todavía no he probado.
¿Os han gustado mis compras?¿Que habéis probado de esta marca?
¡Feliz comienzo de semana!

viernes, 12 de julio de 2013

Palomitas en estuche de vapor para microondas

Me encantan las palomitas y he probado con cientos de miles de formas para hacerlas (bueno, a lo mejor he exagerado un pelín con lo de cientos de miles). Este es el modo que más me ha gustado.
No me gustan las bolsas preparadas para microondas, porque no creo que ese gas que le añaden sea nada bueno... No quiero comprar un palomitero que me ocupe más espacio en la cocina (ya no me caben más cosas) y me da una pereza horrible sacar sartenes o cacerolas para hacerlas en la vitro... 
En esa pereza estaba yo una tarde en la que quería palomitas sin ensuciar, cuando vi sobre el fregadero, secándose, el estuche de vapor y me dije: pues no veo porque no (frase esta que digo mucho y me ha metido en líos varias veces)
Total, un pelín de aceite, maíz para palomitas (bien barato) y dos minutos y medio de microondas. Cuando las saquéis las echáis sal o azúcar, al gusto y ¡palomitaaaaaaaaaaaaaaas!
Un pequeño truco es que, justo antes de meterlas en el microondas y con el estuche cerrado mováis el estuche como si lo sacudierais, es el método ideal para que el poquito aceite que hemos echado llegue a todas las palomitas.
¡Qué lo disfrutéis! 

martes, 9 de julio de 2013

Refrescantes pulseras de verano (DIY)

Me ha dado por hacer pulseras este verano. Son fáciles y resultonas y en un ratito podéis hacer un montón. ¿Queréis saber como?


Corta cuatro trozos de cuerda de un color que te guste de la medida de tu muñeca por dos, así te aseguras de que te sobra cordón. Yo he usado un cordón encerado. Coloca dos trozos formando la figura de la foto.


Coloca ahora los otros dos trozos por encima formando una sonrisa, tal y como se ve en la foto.


Si te fijas, ahora he pasado el lado derecho de la sonrisa por debajo del cordón inicial.


Y ahora pasamos el lado izquierdo de la sonrisa por debajo de la lazada inicial, como en la foto.


Esta es la parte más complicada. Con el extremo derecho de la sonrisa, pásalo hacia arriba por debajo del lado izquierdo que subimos en el paso anterior, pero por encima de la lazada. Es más fácil si pasas de mis instrucciones escritas y te fijas atentamente en los detalles de la foto...
Ahora sólo tienes que tirar de los extremos en sentido contrario hasta que, con cuidado, tengas la figura ya hecha: 


Ahora puedes recortar la medida que te parezca y anudarla a la muñeca.


O si tienes piezas de bisutería, puedes ponerlas en los extremos para que la pulsera quede más estupenda todavía. 


Una vez que le coges el truco es muy fácil y el resultado es fantástico. ¡Probad en distintos colores!






miércoles, 3 de julio de 2013

Yogur de galletas y caramelo

Si, he cogido la operación biquini, la he arrugado y la he tirado por la ventana con esta receta (espero que no le haya dado a nadie). Esta es una de esas cosas que encuentro por internet y se me quedan los ojos como platos mientras digo: ¿pero... pero... pero? Que viene a decir: por Dior que bueno tiene que estar esto y yo sin descubrirlo hasta ahora. Es una receta fácil y está ¡deliciosa! No sé si conocéis los yogures de Nestlé de cristal de sabor galleta: ¡pues saben igual!


Los ingredientes son:
- Unas catorce galletas tipo María.
- Caramelo líquido o dulce de leche.
- 1 litro de leche. Yo le puse desnatada.
- 100 gramos de azúcar.
- Un sobre de cuajada.

Podéis hacerla de dos maneras: de forma tradicional o con la Thermomix.

Forma tradicional: Mete en una bolsa las galletas y pasa un rodillo por encima hasta que estén hechas miguitas. Si tienes batidora o picadora puedes desmenuzar con ella las galletas. En una cacerola añadimos casi toda la leche y el azúcar y lo ponemos al fuego, no demasiado alto. Mientras, aparte disuelves el sobre de cuajada con la leche que has apartado y lo añades a la cacerola. Es recomendable estar removiendo todo el rato. Añadís las galletas y el caramelo (yo puse unas tres cucharadas) y lo lleváis a ebullición. Ya solo queda distribuir en tarritos y al frigorífico. A mi me gusta ponerle una galleta encima al poco de haber echado la mezcla en los tarros. ¡Deliciosoooooos!

En Thermomix es mucho más fácil:
Se trituran las galletas a velocidad progresiva 5-10 durante 5 segundos. Luego se añaden todos los demás ingredientes y se programa 7 minutos, temp 70º y velocidad 4. Se echa en vasos de cristal y al frigorífico. ¡Delicioso igualmente!

Yo tengo por costumbre guardar los tarros de los pepinillos, mermeladas y demás, porque es mucho más recomendable guardar las cosas en cristal que en plástico, podéis guardar en estos botes el yogur.
¿Habíais probado esta receta?

lunes, 1 de julio de 2013

Customiza tus vaqueros

Es en esta época en la que hacemos limpieza de armarios cuando descubrimos esas prendas que ya no usamos porque estamos hartos de ellas. Yo tenía estos vaqueros en el armario y decidí hacer algo que he visto por Internet y que me encantó. llenarlos de corazones estampados.


Vais a necesitar un sello que os guste y tinta para tela. En mi caso el sello me lo fabriqué yo misma con un trozo de goma eva en forma de corazón pegado a un trozo de madera.
La única dificultad que tiene este "Hazlo tu misma" es colocar los corazones, porque a mi me gustan organizaditos, pero a lo mejor sellando de manera aleatoria también queda bien...


Como podéis observar, medí con la regla unos cuatro centímetros entre corazones y me aseguré de que la línea de abajo no dejaba los corazones en línea, si no intercalados. Luego sellé encima de donde había señalado con el lápiz.


Si os fijáis bien en la foto podéis ver las cuadrículas de lápiz que hice para que quedara perfecto.
Después de estampar los sellos es muy importante planchar por el revés y luego ya lo podéis lavar con  normalidad.


La verdad es que quedan estupendos y le dan un aire completamente distinto a unos aburridos vaqueros.
¿Os animáis?

Datos personales